fbpx

[ad_1]

La meta principal que tiene el Plan Nacional de Vacunación contra el covid es que al final de este año el 70% de la población esté inmunizada, para conseguir lo que en términos epidemiológicos se conoce como inmunidad de rebaño, es decir, que los contagios bajan porque la mayoría de las personas ya han desarrollado anticuerpos contra el virus. Ayer el Ministerio de Salud indicó que cuando se logre ese propósito, la idea es continuar con el mismo ritmo con el fin de reducir la mortalidad e incidencia de casos graves.

“Debemos seguir avanzando en la vacunación, aún sobrepasando el 70% de la población vacunada, manteniendo la priorización de los grupos más vulnerables”, indicó el director de Epidemiología y Demografía del Ministerio de Salud, Julián Fernández.

Agregó que aunque la meta del Plan Nacional de Vacunación siempre fue contribuir a una inmunidad de rebaño, el énfasis seguirá siendo reducir la mortalidad e incidencia de casos graves, como ya se ha visto en Israel y el Reino Unido, que ya han experimentado una disminución verificable en los casos de hospitalización y muertes en sus pobladores.

En los cerca de cinco meses de haber sido implementado el Plan Nacional de Vacunación, el pasado miércoles se superó las 20 millones de dosis aplicadas, logrando en los últimos días tasas diarias por encima de las 350 mil vacunas. Inclusive se ha llegado a las 400 mil. A este ritmo se ve muy probable que se cumpla la meta de inmunizar al final del año a 35 millones de personas.

El Ministerio de Salud reportó, con fecha de corte a las 11:59 p.m. del pasado miércoles, un total de 20.198.661 dosis aplicadas; 7.651.282 segundas dosis aplicadas; y 409.469 el total de monodosis inoculadas.

Acotó Fernández que en este momento del Plan Nacional de Vacunación es importante encontrar un balance entre dos necesidades: el incremento de volumen y focalización para tener un impacto en la mortalidad.

Por eso, se decidió desde el Gobierno nacional que se deben empezar a cerrar las brechas que existen en la inmunización entre las grandes capitales y los sectores rurales alejados de los cascos urbanos, bien sea que por sus condiciones geográficas sean consideradas de difícil acceso, o que por criterios epidemiológicos se determine que puedan unificarse las etapas del Plan.

«Tuvimos el caso de los municipios del cinturón amazónico con el que logramos vacunar a un gran número de sus habitantes con el fin de contener la propagación de nuevas variantes, y con ello se demostró una reducción sostenida de los casos nuevos como de la mortalidad. De igual forma se ha hecho en la isla de Providencia y posteriormente con San Andrés, que en el marco de la reconstrucción y la llegada permanente de personas vinculadas con estas labores, podrían haber tenido un impacto epidemiológico importante», amplió el funcionario.

Fernández Niño expresó que no existe otra manera de enfrentar esta pandemia sin ayuda de las vacunas y que de acuerdo a los datos arrojados por las diferentes experiencias en países con coberturas muy altas en inmunización contra el covid-19, la mayoría de las personas que se encuentran en hospitalización o inclusive han fallecido han sido aquellas que no se habían vacunado.

 «Todas las vacunas que hacen parte del portafolio de Colombia son seguras y efectivas, ya que cuentan con un soporte muy robusto de ayudar a reducir la mortalidad y la incidencia de casos graves. Tener una vacuna es muchísimo mejor que no tener ninguna y esta es la mejor manera, la más rápida y efectiva que tenemos de volver a la normalidad«, finalizó. 

Por su parte el infectólogo Carlos Álvarez, designado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) para los estudios clínicos de covid-19 en Colombia, explicó sobre lo que está pasando con las variantes en el mundo, que es un proceso normal en este momento, pues mientras el virus esté circulando, al replicarse puede mutar y podrán aparecer nuevas variantes.

«Las variantes no son otra cosa más allá de que cambian el comportamiento del virus, ya sea en la posibilidad de contagiar, ser más agresiva, más letal o producir efectos sobre las vacunas», indicó Álvarez.

Nuevas cifras

En su reporte diario de las cifras del covid-19 el Ministerio de Salud indicó ayer sobre 29.634 recuperados, 23.275 nuevos casos, 577 fallecidos y 99.047 muestras tomadas (PCR: 50.924  y Antígeno: 48.123). 

Los números totales de la pandemia en Colombia son de 4.172.018 recuperados, 4.450.086 casos, 111.155 fallecidos, 20.711.929 muestras procesadas y 154.268 casos activos.

 

[ad_2]